Tributo por parte del deseo sexual del ELCUCOATENT

ELCUCOATENTO, 58
Spain
Beware of the links to malicious and fake sites. Never enter your login details on other sites!
hace 3 horas
ELCUCOATENTO
Sus gemidos se mezclaron con los míos y también con los de su hombre que ya estaba también muy excitado y así, los tres, compusimos una deliciosa melodía de lujuria y pasión.
Empújale bien dentro tu verga -me decía él- dale a esa perra lo que merece y lo que desea. El tipo estaba cada vez más excitado y vi que se había desabrochado sus pantalones y tenía su polla bien dura en la mano mientras nos grababa.
Cuando mis movimientos dentro de Gabby consiguieron dejarla satisfecha, saqué mi polla despacito de su chocho para derramar mi leche caliente y sobre sus nalgas, mientras veo como su hombre, que ya no ha podido aguantar más, se levanta y se acerca a nosotros y mientras yo lleno de leche su culo él comienza a eyacular sobre su espalda. Dejamos a Gabby toda empapada en semen y parecía feliz por ello.
En ese momento ella se dio la vuelta y volvió a meter mi polla en su boca chupando y mamando hasta sacar las últimas gotas y dejarla bien limpia.
Nos dimos otra ducha tan excitante o más que la primera y ya vestidos nos sentamos en el sofá y tomamos una copa los tres, hablando de lo excitante que había sido la experiencia y prometiendo repetirla cuando volviese otra vez a Ciudad de México. Cosa que no tardaré en hacer, porque esa zorrita tan linda merece que la folle muchas veces.
hace 3 horas
ELCUCOATENTO
Me incliné en la cama hacia atrás ofreciéndole mi polla y ella, de rodillas, la introdujo lentamente en su boca hasta que yo pude sentir todo el calor de su garganta y su saliva chorreando por mi miembro y empapando mis huevos.
En ese momento su hombre, sin dejar de grabar, se acercó a nosotros y con la mano que le quedaba libre empujaba la cabeza de Gabby apretando su cara contra mí mientras le decía -Vamos perra, métela toda bien dentro de tu boca- hasta que a ella le entraron arcadas y yo me excitaba cada vez más.
Tras unos minutos de gran placer, la tumbé boca arriba y separé bien sus muslos, para dejar ante mí ese chocho tan delicioso y lamerlo con pasión.
Mi lengua barrió su clítoris mientras mi mano pellizqueaba sus pezones duros y me gritaba que no parase, hasta que con mi lengua conseguí que llegase a un orgasmo que hizo vibrar todo su cuerpo en un terremoto de placer.
Me tumbé junto a ella para dejarla recuperarse un poco y Gabby, con los ojos cerrados, tomó mi polla y comenzó a masturbarme. Su hombre se acercó y sacó unos primeros planos de aquella mano manipulando con maestría mi polla. No me m*****ó que lo hiciera, al contrario, me excitaba aún más.
Pasado poco tiempo le pedí a Gabby que se diese la vuelta y me ofreciese su estupendo culo y poder así comerle ese rico ahujero. Obedeció rápidamente y boca abajo levantó sus caderas hasta dejar su culo a la altura de mi cabeza.
Mi lengua lamió y empujó su ano mientras acariciaba su coño hasta tenerla otra vez bien excitada y lista para que mi polla caliente entrase en ella.
Me moví rítmicamente dentro de su coño, ahora despacio y bien adentro, ahora deprisa y notaba como sus nalgas golpeaban mis muslos cada vez más frenéticamente..
hace 3 horas
ELCUCOATENTO
Vi que su hombre seguía grabando pero no me importó. comencé a frotar bien todo su cuerpo con jabón, mi mano frotaba su coño con la espuma hasta dejarlo suave como el armiño. Después, le di la vuelta poniéndola de espaldas a mí, incliné ligeramente su cuerpo hacia delante y mientras con una mano separaba delicadamente sus nalgas, con la otra bien llena de jabón froté el ahujero de su culo para aclimatarlo y, poco después y mientras mi mano izquierda palpaba sus tetas, con la derecha introduje un dedo en su culo, delicadamente primero, lubricado con jabón y cuando estuvo todo dentro, comencé a meterlo y sacarlo cada vez más deprisa hasta que sus gemidos se convirtieron en palabras y me decía que metiese mi dedo más y más adentro de su culo.
Secamos nuestros cuerpos deprisa con ganas de pasar a la habitación.
Su hombre, grabando en todo momento, se acomodó en un sillón mientras yo, sentado en la cama con Gabby de pié frente a mí, apretaba sus nalgas mientras mi lengua repasaba sus pezones hasta doblar su tamaño y quedaron duros como el granito.
hace 3 horas
ELCUCOATENTO
En el ascensor, subiendo a la habitación, vi que el hombre ponía en marcha su celular y nos grababa mientras Gabby se acercaba a mí y mis manos acariciaron su culo por encima de su falda.
Metió su lengua en mi boca y noté como apretaba sus pechos contra mi cuerpo cada vez más, hasta que el ascensor se detuvo en el piso de mi habitación.
Entramos y les ofrecí una bebida pero no quisieron tomar nada, lo cual me alegró porque yo no quería perder tiempo y deseaba el cuerpo de esa zorra cuanto antes.
¿Sabes los que me gustaría? me preguntó, me gustaría que nos diéramos una duchita juntos y se levantó para ir hacia el baño mientras se despojaba de su blusa.
Yo estaba cada vez más excitado y tardé pocos segundos en quitarme toda mi ropa y entrar con ella en la ducha, donde el agua ya caía sobre su cuerpo precioso y espectacular.
hace 3 horas
ELCUCOATENTO
En uno de mis recientes viajes a Ciudad de México me ocurrió algo sorprendente.
El primer día, salí de mi hotel cercano a la Plaza del Zócalo para pasear y tomando café en una cafetería pude ver a una mujer muy hermosa que estaba allí con su hombre.
Tanto la miré que debieron darse cuenta y se acercaron a mi mesa. Ella me sonrió y me dijo que si podían sentarse.
Acepté enseguida y tomamos un café juntos. El nombre de ella era Gabby, del hombre no recuerdo bien el nombre porque yo solo tenía ojos para ella y él tampoco hablaba mucho.
Se sentó junto a mí y cuando menos lo esperaba vi como subía poco a poco su falda y me enseñaba sus muslos y su jugosa entrepierna.
Yo, cada vez más excitado y viendo que su hombre no reaccionaba mal a su coqueteo, me acerqué y le susurré al oído como me excitaba.
Ella preguntó: ¿Y qué te gustaría hacer conmigo? a lo que contesté que todo lo que ella quisiera y lo que su hombre estuviera dispuesto a soportar.
-Él gusta de verme con otros hombres, respondió y grabar con su cámara mis aventuras con otros.
En aquel momento mi verga (como dicen allá) estaba ya dura como un leño y decidí proponerles venir a mi Hotel. Mi propuesta fue aceptada y nos marchamos enseguida. En el ascensor, subiendo a la habitación, vi que el hombre ponía en marcha su celular y nos grababa mientras Gabby se acercaba a mí y mis manos acariciaron su culo por encima de su falda.
Metió su lengua en mi boca y noté como apretaba sus pechos contra mi cuerpo cada vez más, hasta que el ascensor se detuvo en el piso de mi habitación.
Entramos y les ofrecí una bebida pero no quisieron tomar nada, lo cual me alegró porque yo no quería perder tiempo y deseaba el cuerpo de esa zorra cuanto antes.
¿Sabes los que me gustaría? me preguntó, me gustaría que nos diéramos una duchita juntos y se levantó para ir hacia el baño mientras se despojaba de su blusa.
Yo estaba cada vez más excitado y tardé pocos segundos en quitarme toda mi ropa y entrar con ella en la ducha, donde el agua ya caía sobre su cuerpo precioso y espectacular.
Vi que su hombre seguía grabando pero no me importó. comencé a frotar bien todo su cuerpo con jabón, mi mano frotaba su coño con la espuma hasta dejarlo suave como el armiño. Después, le di la vuelta poniéndola de espaldas a mí, incliné ligeramente su cuerpo hacia delante y mientras con una mano separaba delicadamente sus nalgas, con la otra bien llena de jabón froté el ahujero de su culo para aclimatarlo y, poco después y mientras mi mano izquierda palpaba sus tetas, con la derecha introduje un dedo en su culo, delicadamente primero, lubricado con jabón y cuando estuvo todo dentro, comencé a meterlo y sacarlo cada vez más deprisa hasta que sus gemidos se convirtieron en palabras y me decía que metiese mi dedo más y más adentro de su culo.
Secamos nuestros cuerpos deprisa con ganas de pasar a la habitación.
Su hombre, grabando en todo momento, se acomodó en un sillón mientras yo, sentado en la cama con Gabby de pié frente a mí, apretaba sus nalgas mientras mi lengua repasaba sus pezones hasta doblar su tamaño y quedaron duros como el granito.
ELCUCOATENTO, 58
Spain
Beware of the links to malicious and fake sites. Never enter your login details on other sites!
hace 3 horas
ELCUCOATENTO
Sus gemidos se mezclaron con los míos y también con los de su hombre que ya estaba también muy excitado y así, los tres, compusimos una deliciosa melodía de lujuria y pasión.
Empújale bien dentro tu verga -me decía él- dale a esa perra lo que merece y lo que desea. El tipo estaba cada vez más excitado y vi que se había desabrochado sus pantalones y tenía su polla bien dura en la mano mientras nos grababa.
Cuando mis movimientos dentro de Gabby consiguieron dejarla satisfecha, saqué mi polla despacito de su chocho para derramar mi leche caliente y sobre sus nalgas, mientras veo como su hombre, que ya no ha podido aguantar más, se levanta y se acerca a nosotros y mientras yo lleno de leche su culo él comienza a eyacular sobre su espalda. Dejamos a Gabby toda empapada en semen y parecía feliz por ello.
En ese momento ella se dio la vuelta y volvió a meter mi polla en su boca chupando y mamando hasta sacar las últimas gotas y dejarla bien limpia.
Nos dimos otra ducha tan excitante o más que la primera y ya vestidos nos sentamos en el sofá y tomamos una copa los tres, hablando de lo excitante que había sido la experiencia y prometiendo repetirla cuando volviese otra vez a Ciudad de México. Cosa que no tardaré en hacer, porque esa zorrita tan linda merece que la folle muchas veces.
hace 3 horas
ELCUCOATENTO
Me incliné en la cama hacia atrás ofreciéndole mi polla y ella, de rodillas, la introdujo lentamente en su boca hasta que yo pude sentir todo el calor de su garganta y su saliva chorreando por mi miembro y empapando mis huevos.
En ese momento su hombre, sin dejar de grabar, se acercó a nosotros y con la mano que le quedaba libre empujaba la cabeza de Gabby apretando su cara contra mí mientras le decía -Vamos perra, métela toda bien dentro de tu boca- hasta que a ella le entraron arcadas y yo me excitaba cada vez más.
Tras unos minutos de gran placer, la tumbé boca arriba y separé bien sus muslos, para dejar ante mí ese chocho tan delicioso y lamerlo con pasión.
Mi lengua barrió su clítoris mientras mi mano pellizqueaba sus pezones duros y me gritaba que no parase, hasta que con mi lengua conseguí que llegase a un orgasmo que hizo vibrar todo su cuerpo en un terremoto de placer.
Me tumbé junto a ella para dejarla recuperarse un poco y Gabby, con los ojos cerrados, tomó mi polla y comenzó a masturbarme. Su hombre se acercó y sacó unos primeros planos de aquella mano manipulando con maestría mi polla. No me m*****ó que lo hiciera, al contrario, me excitaba aún más.
Pasado poco tiempo le pedí a Gabby que se diese la vuelta y me ofreciese su estupendo culo y poder así comerle ese rico ahujero. Obedeció rápidamente y boca abajo levantó sus caderas hasta dejar su culo a la altura de mi cabeza.
Mi lengua lamió y empujó su ano mientras acariciaba su coño hasta tenerla otra vez bien excitada y lista para que mi polla caliente entrase en ella.
Me moví rítmicamente dentro de su coño, ahora despacio y bien adentro, ahora deprisa y notaba como sus nalgas golpeaban mis muslos cada vez más frenéticamente..
ELCUCOATENTO, 58
Spain
Beware of the links to malicious and fake sites. Never enter your login details on other sites!
hace 3 horas
ELCUCOATENTO
Sus gemidos se mezclaron con los míos y también con los de su hombre que ya estaba también muy excitado y así, los tres, compusimos una deliciosa melodía de lujuria y pasión.
Empújale bien dentro tu verga -me decía él- dale a esa perra lo que merece y lo que desea. El tipo estaba cada vez más excitado y vi que se había desabrochado sus pantalones y tenía su polla bien dura en la mano mientras nos grababa.
Cuando mis movimientos dentro de Gabby consiguieron dejarla satisfecha, saqué mi polla despacito de su chocho para derramar mi leche caliente y sobre sus nalgas, mientras veo como su hombre, que ya no ha podido aguantar más, se levanta y se acerca a nosotros y mientras yo lleno de leche su culo él comienza a eyacular sobre su espalda. Dejamos a Gabby toda empapada en semen y parecía feliz por ello.
En ese momento ella se dio la vuelta y volvió a meter mi polla en su boca chupando y mamando hasta sacar las últimas gotas y dejarla bien limpia.
Nos dimos otra ducha tan excitante o más que la primera y ya vestidos nos sentamos en el sofá y tomamos una copa los tres, hablando de lo excitante que había sido la experiencia y prometiendo repetirla cuando volviese otra vez a Ciudad de México. Cosa que no tardaré en hacer, porque esa zorrita tan linda merece que la folle muchas veces.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Bienvenidos al sitio oficial de historias sexuales! Durante más de dos décadas, hemos sido los líderes en historias porno hardcore anal cuentos de sexo. Con un amor por todas las cosas culo, sexrelatos.com te trae la mejor anal lesbiana, grandes tetas Milf relatos, follando culo interracial, hardcore películas de doble penetración, inserciones extremas, y mucho más.