izmir escort bursa escort izmir bayan escort istanbul escort antalya escort izmir escort bayan izmir escort bursa escort bursa escort kızlar istanbul escort bayan gaziantep escort istanbul escort istanbul escort kızlar

Soy mujer y me excitan los travestis II

Hola, soy Daniela. como ya comenté en mi otro relato, me excitan los travestis.
Luego de la experiencia que tuve, quede con muchas ganas de volver a los bosques. Y con ganas de volver a encontrar a Nicole, esa morocha hermosa que me hizo humedecer toda.
Asi que el Jueves cerca de las 23 hs me acerque con mi auto a la zona roja. Di una vuelta y encontre a muchas travestis, algunas que no me gustaban para nada pero otras que lucian un cuerpo perfecto. Por supuesto yo iba con las ventanillas levantadas para no ser vista. Ademas queria ver solo a Nicole. Queria que me vuelva a besar, queria volver a acariciar sus tetas. queria volver a tener esa experiencia.
Recorria el circuito pero no veia a Nicole. Quizas no habia ido, o ya se habia marchado. Hacia mucho calor y quizas no vayan tantas “chicas”. Las que estaban vestian con muy poca ropa. Muchas desfilaban solo con ropa interior.
Decidi estacionar en el mismo lugar que la vez pasada, quizas Nicole habia sido levantada por otro coche y volveria pronto. Mientras miraba al resto de las chicas desde adentro del auto.
Habia chicas muy lindas en esa parte. Me sorprendio una que estaba con las tetas al aire y cada vez que se acercaba un auto las exhibia y las movia de un lado a otro. Cada una tenia su estrategia para atraer clientes jaja.
estuve un rato mirando como subian y bajaban las chicas de los autos. De un auto bajo una negra con los cabellos enrulados y un cuerpo escultural. Arriba solo tenia un soutien blanco que apenas cubria los pezones y abajo unapollera tambien blanca cortita. Unos labios carnosos dibujaban una cara de nena. No debia de tener mas de 25 años. Muy alta casi de un metro ochenta. Iba y venia caminando por la calle a unos 10 metros del auto. era un espectaculo maravilloso. Y yo disfrutaba mirandola.
Yo tenia un vestido negro cortito bien suelto para sobrellevar el calor. No acostumbro a llevar soutien y menos con el calor que hacia. Una tanga negra de encaje y unas sandalias completaban mi atuendo.
Al tener el auto con el motor apagado tuve que bajar mi ventanilla para que entre un poco de aire, provocando que algunas chicas pasaran por delante y me miraban.
La negra paso un par de veces y cada vez que me miraba se sonreia. Al principio senti verguenza pero de a poco me excitaba que me mirara. Ya habia metido mi mano por debajo de la tanga y la note humeda. Era logico, me imaginaba mil cosas diferentes que me excitaban muchisimo. Decidi sacarme la tanga, y tocarme mas comoda. era de noche y nadie iba a percatarse que no tenia ropa interior.
La negra seguia pasando una y otra vez y, como en cada cruce, me miraba y se sonreia. Yo ya estaba toda mojada y mis dedos jugaban con mi clitoris y se colaban en ese mar de placer.
La negra se estaba alejando mientras yo seguia disfrutando con mis dedos cuando por la ventanilla asoma la cabeza la morocha.
“Nicole!!!” yo la nombre sobresaltada. La morocha me sonrie y me dice: “Veo que estas muy entretenida viendo a otras chicas”. “ya no te gusto?”
Yo, toda colorada de la verguenza, saque mis manos humedecidas y me incorpore en la butaca del auto. “Hola, perdon pero no te habia visto”.
“Que haces por aqui? Viniste a buscarme?” Me pregunta con una voz seductora.
“Pasaba cerca y vine a ver si estabas” le conteste.
“Me invitas a subir? Y ´podemos charlar tranquilas” me dice y me mira esperando una respuesta.
Me quede inmovil, no sabia que decirle. Una cosa es mirar desde la privacidad de mi auto y otra muy distinta es hacer subir a un /una extraña. “Prefiero hablar asi, si no te m*****a”
Nicole se separa un poco y me dice: “No hay problema pero vas a tener que estacionar el auto dentro del bosque porque en la calle van a pasar muchos autos y me van a preguntar continuamente. Si queres estacionalo 30 metros alejado de la calle y podemos hablar tranquilas”
Era sensato lo que me estaba diciendo. Los autos paraban continuamente al lado de la calle. Asenti y lo estacione un poco mas adentro del bosque de manera que mi ventanilla diera para adentro del bosque asi los autos no la veian a Nicole cuando hablaba conmigo porque el auto la cubria.
Ella se acercó a la ventanilla y me dio un beso en la mejilla. Supongo que no le habia gustado que no la deje subir al auto. “Disculpame si te hice sentir mal pero es la primera vez que me pasa algo asi”.
No habia terminado de decirlo cuanto me beso profundamente en la boca. con su lengua me recorria toda y yo me estremeci. Se alejo unos centimetros y me pregunta “Sigo?” Le agarre la cabeza y la acerque a mi boca y la bese apasionadamente.
Mientras nos besabamos siento su mano en mis tetas masajeandomelas una y otra vez hasta que yo trato de tocarle sus tetas a traves de la remera.
Se aparta un poco y me dice: “me quito la remera y me besas los pezones, queres?”. Yo asenti con la cabeza y en un segundo tenia esas hermosas tetas afuera y yo chupandole los pezones.
“Me encantan” le digo, y se los sigo chupando. Siento que su mano me levanta el vestido y me toca la concha. Estaba hirviendo. Yo me separo mas el vestido y siento sus dedos cogiendome la concha sin prisa pero sin pausa.
Me estaba colando sus dedos lentamente. Yo desesperada le seguia chupando los pezones esperando que acelere sus movimientos haciendome calentar mas cada vez que los sacaba y los metia.
En un momento, si dejar de mover sus dedos, me pasa su lengua por mi oreja y me muerde suavemente el lobulo. empece a gemir y cuando me escucho sus dedos aceleraron sus embestidas en mi concha hasta explotar en un orgasmo descomunal que me hacia retorcer en la butaca y tener espasmos de placer.
“Te gusto?” me dice Nicole. “Como acabaste nena!!!”
Yo me acomodo nuevamente en el asiento y sonriendole le digo: “tenes unos dedos maravillosos”.
Ella se rie y se incorpora. Al hacerlo su pollera blanca acampanada dejaba notar ereccion.
“Puedo ver?” le digo. Ella se levanta la pollera y deja al descubierto una pija hermosa, toda venosa y erecta.
“No le queres dar un besito?” Me pregunta con la pija en su mano.
Acerca la pija a la ventanilla y me la pone a 5 cm de mi cara. La sentia caliente a la distancia. No pude resistir darle un besito en la cabeza. Pero al sentir ese calor en mi boca segui dandole besitos a lo largo de su pija.
Nicole la tenia agarrada en su mano y se estaba masturbando mientras se la besaba.
No aguante mas y me la meti en la boca succionandosela mientras se pajeaba. No podia comersela toda porque se estaba pajeando y le saque la mano y me la comi hasta el fondo. Sentia sus bolas rebotando en mi boca.
Nicole me agarro la cabeza y me la sostuvo mientras movia su cuerpo para que su pija entrara mas adentro de mi boca.
La morocha bombeaba en mi boca de tal manera que en un momento da un gemido. Yo pense que se habia lastimado y la saco de la boca cuando empieza a largar chorros de leche por mi cara, ,mis tetas y mi boca.
Me seque la leche y me fui a casa sin siquiera saludarla. Que habia hecho?.
Despues les sigo contando.
Besos
Daniela

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Bienvenidos al sitio oficial de historias sexuales! Durante más de dos décadas, hemos sido los líderes en historias porno hardcore anal cuentos de sexo. Con un amor por todas las cosas culo, sexrelatos.com te trae la mejor anal lesbiana, grandes tetas Milf relatos, follando culo interracial, hardcore películas de doble penetración, inserciones extremas, y mucho más.