La novela Cornuda

EL PINTOR ADOLFO

3 semanas habían pasado desde que el tío Luis se había vuelto a Italia, Agustina estaba muy rara como con 2 sentimientos o mentalidades distintas, por un lado se sentía culpable de lo que le había hecho a Pedro y haberse mostrado tan puta y excitada con Luis, pero por otro lado era imposible olvidar los grandes y maravillosos orgasmos que le había producido ese Italiano semental, cual era la verdadera actitud a tomar era la pregunta que se hacia ella.

Pedro pensaba más en la borrachera de esa noche que en la verdadera posibilidad de que su tío Luis y su amada Agustina se cogieran de manera desenfrenada, así que su vida siguió de manera normal pero cada tanto fantaseaba en silencio con esa noche, una combinación mortal de excitación y celos, aunque pensaba que solo era su imaginación.

Ellos vivían en un buen barrio de la ciudad, la pequeña empresa de Pedro cada vez estaba mejor, era algo que le había dejado su padre que había fallecido y junto a su madre quedaron con toda la responsabilidad, y la verdad que en negocios Pedro era muy bueno, el asunto es que tenían un apartamento de 3 dormitorios con un estilo muy moderno que era un verdadero lujo y Agustina estaba encaprichada en cambiarle el color a blanco a varias habitaciones, a Pedro le gustaban las paredes de colores pero el obedecía cualquier antojo de su tan deseada novia y entonces el conocía a un pintor excelente que había pintado algunas habitaciones de su oficina y habían quedado excelentes, era rápido, prolijo y muy serio, o sea hablaba poco y el prefería alguien profesional así que lo contrato para que pinte dos habitaciones y uno de los baños de su apartamento.

Eran las 10 de la mañana del lunes cuando sonó el timbre del apartamento de esta maravillosa pareja, Agus recién levantada con una musculosa blanca muy justa que le marcaba las tetas y sus famosos pezones junto a un shortcito corto fue a abrir la puerta y se encontró a un negro de 1,93 m rapado y con un mameluco blanco que tenía manchas de pintura.

-Buenos días joven soy Adolfo el pintor, quede con el sr Pedro que venía hoy a empezar a pintar.
-Ahhhh si es verdad mi esposo me había dicho ayer y me olvide, pase que el ya viene esta en el baño.
-Ok no se preocupe simplemente muéstreme cual es la primera habitación que tengo que pintar.
-Si claro venga por acá y disculpe el atuendo es que estaba desayunando y recién me había levantado
-jeje no se preocupe esta mas que presentable

Adolfo se expresaba con mucho respeto pero sus ojos no decían lo mismo la miro de arriba para abajo a la pendeja sin ningún disimulo es que Agustina no se daba cuenta de lo sexy y tentadora que estaba con ese shortcito que le dejaba media nalga al aire y esa musculosa que le apretaba las tetas y lo mejor era como sus pezones puntiagudos querían tomar aire, este pintor tenía 51 años y aparentaba mucho menos algo normal en los hombres de raza negra ya que se mantenía muy bien físicamente y al estar rapado no se notaban las canas, era un hombre serio y de mucho respeto pero en el fondo tenia pensamientos muy morbosos y pervertidos, acumulaba y veía mucha pornografía en su casa y le encantaban las chicas como Agustina con ese toque de chica de mama.
En eso salió Pedro del baño saludo a Adolfo con mucho afecto y le mostro la casa y como quería que quede pintada las habitaciones, le explico que él se tenía que ir a la oficina y que en un rato su esposa se marchaba al gimnasio, que comiera lo que quiera de la heladera y que cuando Agus vuelva el se podía retirar.

-Perfecto patrón no se preocupe y cualquier duda me llama al celular.
-Muy bien Adolfo me retiro, trabaje tranquilo y déjemelo tan bien como me dejo la oficina.
-Jajaja no se preocupe Pedro, que tenga buena jornada.

Luego que Pedro se retiro Adolfo se dedico a pintar y no hablo nada con Agustina simplemente la miraba cuando ella caminaba hacia la cocina y más aun cuando salió con calzas de su dormitorio pronta para ir al gimnasio, los ojos de Adolfo manifestaban ese deseo de taladrar a la nena.

-Bueno Adolfo yo me voy al gimnasio cualquier problema llame al celular de mi esposo, yo vengo en un rato.
-No te preocupes nena que la casa queda bien cuidada.

Mientras Agus se retiraba pudo ver por el espejo grande del living como Adolfo le miraba el culo descaradamente y se acomodaba el pene adentro del mameluco, mientras caminaba al gimnasio se fue media preocupada pero confiaba en el criterio de Pedro.
Adolfo a los 5 minutos que lo dejaron solo fue a la heladera y saco una lata de cerveza bien fría de las tantas que tenia Pedro, recuerden que le encanta tomar alcohol al dueño de casa, luego camino por el living mientras disfrutaba la bebida y observaba las fotos de los muebles y le éxito ver a Agustina con vestido de casamiento y había otra de bikini que seguro seria en la luna de miel, no dudo y se fue al dormitorio principal, era realmente grande y lujoso, su mente lo llevo a imaginarse a la esposa del sr Pedro en la cama tocándose o por qué no cogiendo con algún amante, ya tenía su pene más que erecto y le costaba dominarlo, primero por el gran tamaño ya que era un pene muy largo y fino y segundo porque no usaba ropa interior y le bailaba en el mameluco, se tentó y fue hasta el mueble principal del dormitorio conocido como la cómoda y empezó a abrir los cajones, encontró álbumes de fotos familiares, cremas, perfumes y en un cajón quedo maravillado ya que su objetivo era encontrar algo así y me refiero a la ropa intima de Agustina, había de todo desde batas, tangas, corpiños, medias con portaligas, bodys y corsés, todo de diferentes colores y estilos, hasta había ropa con temática como de enfermera, diablita, colegiala y cosas así, Adolfo se rio de manera picara y pensaba… Mira esta pendeja puta la ropa que tiene y después se hacen las señoras de familia, empezó a olfatear toda la ropa y su excitación venia en aumento, abrió el cajón de abajo, el ultimo el numero 5 y si algo faltaba era encontrar consoladores y vibradores, la muy zorra tenía 3 y de gran tamaño lo que más le gusto al morboso Adolfo era que tenía una réplica venosa de 20 cm de una pija negra y gruesa, eso quería decir que la puta fantaseaba con negros, por cómo estaban guardado los juguetes el tonto del novio seguro que no sabría que ella se divertía con eso.
Adolfo abrió el cierre del mameluco y saco su anguila dura de más de 20 cm y empezó a masturbarse pasándose la ropa interior de Agustina por el miembro, miro sus fotos y la cama y no dejaba de imaginarse actos sexuales de ella sin dudas era un veterano pervertido y morboso a tal punto que eyaculo en una foto de cara de Agustina.
La pendeja realmente lo calentaba y pensaba que se había casado con el sr Pedro solo por su dinero y que en el fondo era una puta mal atendida.

Luego llego Agustina y Adolfo estaba lavando su plato en la cocina, había terminado de almorzar y ya casi había terminado esa habitación.
Agustina quería bañarse ya que estaba sudada del gimnasio pero había algo en Adolfo que no le gustaba y decidió esperar que él se retirara, luego que se fue le llamo la atención el olor a semen que había en su dormitorio y según ella Adolfo había revisado sus cajones íntimos, le dio mucho miedo pero tampoco tenía pruebas claras como para denunciarlo o despedirlo, esa noche lo hablo con Pedro y él le dijo que Adolfo era un tipo serio incapaz de hacer algo así, el olor que había sentido seria la pintura fresca o algo así y que lo del cajón podría ser una confusión o olvido de la última vez que alguien lo abrió.
Agustina no se sentía escuchada por Pedro y durmió intranquila esa noche pensando en Adolfo.

Al otro día llego Adolfo a la misma hora, le abrió la puerta Pedro mientras Agustina se quedo en la cama, no quería ir al gimnasio y dejar la casa sola, así que no desayuno y luego que se fue su esposo a trabajar decidió tomar una ducha, cerró la puerta del dormitorio y entro al baño que estaba pegado en suite.
Luego de 5 minutos Adolfo golpeo la puerta del dormitorio ya que Pedro le dijo que estaba Agustina y el quería preguntarle sobre si quería que pintara una pared especial, nadie le contesto entonces abrió y vio la cama distendida y la ropa interior de Agustina sobre la sabana, se sentía el ruido de la ducha y Adolfo agarro la tanga de Agus y la olfateo, el olor a vagina lo exito demasiado y se fue hasta la puerta del baño que abrió suavemente, por una rendija de 5 cm de la puerta podía ver el gran espejo que reflejaba a la pendeja en la ducha sin que ella se enterara, lo que se imaginaba lo comprobó, un verdadero cuerpo con curvas de infarto, pudo ver unas hermosas tetas que recibían el agua caliente y lo que más lo exito fue ver ese culo todo enjabonado, en eso saco su verga y empezó a masturbarse hasta que escucho que Agus cerraba el agua, se retiro de la puerta y espero que ella saliera, a los 3 minutos salió Agustina con una bata de seda negra corta, ella quedo sorprendida de ver esos casi 2 metros parados en la puerta de su dormitorio.

-Qué hace usted acá? Retírese inmediatamente!!
-Tranquila chiquita, no te pongas así, quería hacerte una pregunta y como nadie me contestaba entre.
-Que pregunta? No ve que estoy saliendo de la ducha!
-Mi pregunta era si tu esposo sabe que tenes todos esos juguetes escondidos en el ultimo cajón?
Agustina quedo muda y se puso colorada, mientras Adolfo seguía hablando.
-Eso es bien de putita y el sr no merece que le oculten eso por mas celoso que sea
-Usted es un atrevido y ayer reviso todo mi dormitorio, ya mismo se retira!! O llamo a la policía!!
-A quien vas a llamar pendeja, no sabes con quien estás hablando, yo me pase 17 años en la cárcel y no te conviene preguntar por qué, más vale que cierres la boquita si no queres pasarla mal y que le haga algo a tu familia, ya sé donde vivís y eso es una gran ventaja.

Agustina paso de estar colorada a pálida, el miedo le recorrió el cuerpo y no sabía qué hacer, hasta que le salió decir algo..

– Esta bien quédese tranquilo tengo dinero que seguro le va a servir.
En eso Adolfo saco un gran cuchillo del mameluco y le puso cara de sádico pervertido.
-No nena yo quiero algo de gran valor y me lo vas a tener que dar si o si
-Las joyas están en el banco le juro..
-No nada de joyas, quiero tu culo ya!!
-Degenerado, pervertido, asqueroso
-Jajajaja pero que pendeja idiota, si sos la esposa mas puta de todas, sácate la bata o te abro en dos, dijo mientras movía y jugaba con su cuchillo.

Agustina estaba aterrada, una cosa es al acoso y otra es que te amenacen de muerte con un cuchillo.
Ella abrió su bata negra y dejo asomar esos pezones hermosos y duros, que estaban erectos más por miedo que por excitación, Adolfo pudo ver que Agustina estaba totalmente depilada algo que le provoco un deseo enorme de penetrarla ya.

-Por favor Adolfo piénselo bien, no me haga daño le juro que le daré dinero y que no lo denunciare
-No chiquita, vos vas a probar esta verga si o si y más vale que te portes bien, no sabes de lo que soy capaz.

Ella pensó que sin dudas era un criminal, un violador que se animaba a cualquier cosa, Adolfo se acerco y paso el lado sin filo del cuchillo por el cuerpo de ella, primero por la mejilla y la boca, luego bajo hasta las tetas en donde se divirtió un rato pasando por los pezones erectos y la aureola, Adolfo no podía creer lo buena que estaba la mujer de Pedro y que la tuviera entregada totalmente desnuda enfrente de el, bajo el cierre del mameluco y asomo su gran verga negra en estado de frenesí,
Ella nunca había visto una verga negra y tan larga, era más fina que la de Luis el tío de Pedro, pero era más larga, el siguió bajando el cuchillo hasta el ombligo ya llegando a la vagina de ella que estaba muy mojada.

-Te gusta esto putita e? Estas mojada nena, agarra mi verga y empeza a pajearme si no queres ver sangre.

Agus lo pajeaba mientras él le seguía metiendo los dedos en la vagina, primero un dedo y luego dos, Agustina empezó a gemir y a negarse pero se notaba que le estaba empezando a gustar, le parecía raro agarrar una verga negra y de esa longitud, era algo nuevo para ella y le costaba mantener el equilibrio, estaba en puntita de pie y entre el miedo, la excitación y los dedos del negro que se metían frenéticamente en su panocha mojada, Adolfo empezó a chupar sus tetas se las metía en la boca como con hambre y le mordía los pezones a lo que Agustina se quejaba, luego la tiro boca arriba en la cama y Agustina sabia que se venía lo más fuerte, el negro la quería coger en la cama matrimonial en la misma que dormía su futuro esposo Pedro, ella seguía con la bata negra abierta y miro con miedo al pintor vergudo.

-Que hermosa que sos nena, y que pena que estés tan mal cogida, abrí las piernas y no te saques la bata que me encanta como te queda.

Adolfo se desnudo totalmente con esa vara negra de más de 20 cm mirando el techo, se subió a la cama y se agacho a chupar esa vagina jugosa, succionaba y mordía el clítoris duro de ella, sus gemidos y gritos ya sonaban fuerte en el apartamento, sus pezones tan erectos y lo mojada que estaba demostraban que su primer orgasmo se venía, como buen negro dotado Adolfo tenía una lengua larga que depositaba en el interior de la concha de ella, Agustina lo sentía como si fuera un pene en movimiento y en eso Adolfo se levanto y le abrió al máximo las piernas e intento penetrarla, era una obra de arte verla así desparramada a Agustina con su piel blanca esperando la tranca del negro, cuando ingreso ella se movió bruscamente, ya que le dolió, el hijo de puta sin piedad se la enterró hasta el fondo, los gritos de ella se hacían sentir y la verga del negro entraba y salía sin piedad, Agus no demoro en tener su primer orgasmo y Adolfo confirmo que era una putita en celo y que disfrutaba de la verga de él.
Adolfo la cogía en silencio, no hablaba mucho, muy diferente al tío Luis que la había cogido 3 semanas antes, el se concentraba en sus pensamientos pervertidos y disfrutaba de la visión, ella gritaba y el respiraba, el sentía que su excitación no aguantaba más y estaba por eyacular no sin antes taladrar ese culo virgen y pomposo, saco su verga empapada y muy brillosa con pequeños restos del jugo blanco de Agustina, entonces la obligo a ponerse en 4 y que chupara la verga de él para dejarla limpia.
Ella obedecía y de lejos miraba el cuchillo de Adolfo que había dejado arriba de la cómoda.

-Ni se te ocurra puta, te mataría en esta misma cama si intentas agarrar ese cuchillo, sos hermosa una verdadera putilla y sería una pena no crees?
Agustina no contestaba y solo se dignaba a seguir chupando como podía esa inmensa estaca negra, él le agarro la cabeza y la obligo a chuparle los huevos, a ella le dio un poco de asco ya que nunca se lo había hecho a Pedro y Adolfo le pego una nalgada que le dejo el culo rojo.
-Ya esta nena date vuela y prepárate vas a ver las estrellas con el negro Adolfo jajaja!!
-Por favor Adolfo nunca me lo hicieron por ahí, tenga piedad
-No te preocupes, siempre hay una primera vez, te va a encantar.
Adolfo salió de la cama para agarrar su cuchillo y dejarlo más a mano por si la puta se resistía y abrió el ultimo cajón y saco un consolador grueso de los que usaba Agustina, el volvió a la cama en donde ella estaba angelicalmente con el culo para arriba esperando al verdugo, él le levanto un poquito la bata para que su culo quede totalmente al aire, lo abrió con las manos y pudo apreciar lo cerradito y rosadito del maravilloso culo de Agus, junto un buen escupitajo y mando la saliva como para lubricar, puso su dedo gordo y la verdad que le costó entrar, ella gemía y mordía las sabanas para no gritar pero no se resistía, luego Adolfo puso el consolador en la puerta de su ano y lo empujo de manera suave, lo penetro todo lo que pudo y empezó el famoso meta y saca, disfrutaba de ver como Agustina golpeaba el colchón y mordía la sabana para no gritar, ella aceptaba el castigo levantando mas el culo, Adolfo saco el consolador y apronto su verga, la humedeció y la puso bien dura, abrió bien las nalgas de Agustina y le dijo..

-Un culo como el tuyo merece ser penetrado siempre por una verga como la mía, tu esposo es un idiota, como nunca te cogió este monumento al culo, merece ser cornudo de por vida y vos de hoy no te vas a olvidar jamás zorra!!!

Enterró su erecto pene en el culo de Agustina, fue de manera violenta sin piedad nada que ver como lo había hecho con el consolador y por primera vez mientras la cogía Adolfo hablo.

-Toma puta de mierda, te voy a desarmar ese ojete a pijasos, te voy a garchar como nunca te garcharon, las esposas putas con plata como vos tendrían que tener una verga así en el culo de por vida!!! Que estrecha que sos me encanta, te lo voy a dejar bien abierto.

Solo se sentía los golpeteos de las nalgas de Agustina con las arremetidas de Adolfo, el respiraba de manera agitada y ella simplemente seguía aferrándose al colchón y gritando de manera ahogada, un mmmmmm…..fffff!!

Luego él se puso más violento, le empezó a dar nalgadas hasta que su culo quedo rojo y le apretaba la cabeza contra el colchón mientras le decía..,
-Dale puta para ese culo o te lo rompo, si supiera el sr Pedro como le garchan el culo a su futura esposa en su misma cama jajaja!
Le apretaba el cuerpo contra la cama y ella estaba boca abajo con el culo bien parado, sentía la verga mucho más profunda que cuando estaba en 4, era tanto el dolor que le costaba excitarse, Adolfo aceleraba el ritmo y sentía que estaba por terminar, en eso sonó el celular de Agustina que estaba arriba de la mesita de luz, Adolfo saco la verga del culo de Agus para agarrar el teléfono y comprobó que era el esposo Pedro, le paso el teléfono mientras le volvía a introducir la verga en el culo, Agustina grito ya que no estaba con la boca tapada, tenía el culo muy abierto.
-Atende puta y más vale que actúes bien, que placer cogerte el culo mientras el cornudito habla con vos.
Ella agarro el celular y atendió haciendo un gran esfuerzo para que su respiración no se note.
-Holaa mi amor que passooo?
-Nada importante quería ver como andaba todo y si Adolfo venía bien.
-Mi amor Adolfo está haciendo un gran trabajo.
-Mejor que así sea, te noto agitada puede ser?
-Si estoy hacienddoooo ahh Aerobic en casa como no fui al Gym.
-A bien pero tampoco para que sigas haciendo ejercicio mientras hablas conmigo jeje, decime que está haciendo Adolfo ahora?
-Esta con el rodillo en la mano ufff dejando todo blancooo

Eso le dio un gran morbo al negro que acelero sus embestidas y para cumplir lo que decía Agustina saco su verga la pajeo un poco y le largo toda la leche en el culo, Agustina sintió que el terminaba y como se le empapaba el culo de un liquido caliente y espeso.

-Bueno Agus después llámame cuando se vaya Adolfo no te olvides de pagarle.
-Si amorrrrr bye!!
Adolfo había largado abundante leche en las nalgas de Agus, la junto con la verga y la guio a la canaleta de las nalgas para que la leche entrara en el interior del culo maravilloso de la pendeja puta, ella quedo rendida sentía un gran vacío en su culo, el aire entraba como si nada y le había quedado muy abierto después de la tremenda cogida.
-Jajá que excelente cogida nena, vaya morbo me dio escuchar al cornudo y feliz debut, te portaste muy bien y viste como te gusto zorra!! Jaja

Adolfo se tomo una cerveza mientras termino su trabajo y Agustina se volvió a duchar para refrescar su culo que quedo tan usado, pensaba en la ducha todo lo que había vivido en poco tiempo y como la habían obligado a tener sexo, pero realmente no sentía la necesidad de hacer ninguna denuncia, podría ser peligroso y en el fondo ella había tenido orgasmos ya sea con Luis o Adolfo, el agua fría seguía cayendo en su cabeza y en sus nalgas, cuando salió ordeno la habitación, la perfumo y guardo sus juguetes, Adolfo se acerco mientras ella guardaba todo.

-La verdad nena que te portaste muy bien y tomaste la mejor actitud, no es bueno tener problemas con gente como yo que paso por violentas situaciones en la vida y en la cárcel, tengo amigos muy peligrosos, así que pensa en tu debut anal jaja y cerra la boca para siempre, cuando quieras verga de la buena pedile a tu esposo que pinte la casa jaja y ahora págame.
Agustina ni abrió la boca, le pago y le abrió la puerta.
-Bueno zorrita me llevo una cerveza y una tanguita tuya para recordar lo puta que sos y el culo que me hice jaja.

Adolfo se retiro y Agustina cerró la puerta de manera violenta, se quedo sola pensando en el living lo que había pasado, como un negro de 50 anos ex presidiario había abusado de ella y le había roto el culo al punto de llenárselo de leche, lo peor que ella no se sentía tan mal, era más el dolor físico que otra cosa, la fidelidad a Pedro se había terminado con su tío Luis en la casa de verano y ya sea con el tío o con el pintor ella había tenido por momentos grandes periodos de excitación y hasta había tenido orgasmos.

Se preguntaba….
Me estoy transformando en una puta?
Hasta donde me gusta eso de que me acosen, me obliguen y me violen?
Porque no me resisto tanto?
Me excita serle infiel a Pedro?
Sexo anal, sexo interracial, que me terminen en mi cara y en mi culo nunca se lo permití a Pedro, que me está pasando??

Mientras ella se hacia estas preguntas, Pedro venia en el auto escuchando música mientras regresaba a su casa después de una jornada laboral intensa, se había quedado colgado con la conversación telefónica que había mantenido con su esposa, se notaba rara como si no le hubiera prestado atención, en eso recordó que ella le había dicho del olor a semen en el dormitorio el día anterior, era imposible no pensar en que Agustina podría estar mamándosela a Adolfo mientras hablaba conmigo pensó y de tanto pensar sintió como su pene crecía bajo el pantalón, como puedo estar pensando eso se pregunto, se me va la mano con los celos o será que me excita pensar esas idioteces.
Un viaje largo de 40 minutos de pensamientos complicados y con su toque de morbo.

Si resumimos, otra jornada en donde Agustina se sentía mas puta y en donde Pedro era más cornudo, ya llegaría la hora en que Pedro se entere de todo, la pregunta es cual será la actitud de el.
Ella es muy bonita y tentadora, amantes, corneadores, machos pervertidos y acosadores siempre aparecerán por que en la vida está lleno de estos personajes y mas con una mujer tan sexy y bastante puta o no?

Continuara…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Bienvenidos al sitio oficial de historias sexuales! Durante más de dos décadas, hemos sido los líderes en historias porno hardcore anal cuentos de sexo. Con un amor por todas las cosas culo, sexrelatos.com te trae la mejor anal lesbiana, grandes tetas Milf relatos, follando culo interracial, hardcore películas de doble penetración, inserciones extremas, y mucho más.