La Flyer más puta

Bueno, les cuento, soy porrista y en porrismo usamos el termino “Flyer” para aquella mujer que suele ser lanzada al aire por las células (aquel equipo que la lanza) y en mi equipo suelen ser muy putas, ya que hay veces en las que usan tanga o nada y solamente el short que traen como “fondo” puesto que enralidad es lo único que usan

My Flyer se llama Ari, es una chica guapa, delgada, chaparrita, morena tirandole al negro y con poca tetas o casí nada de ellas así como sin culo, pero tiene un no sé qué que la hace preciosa, y es más perra de lo que parece

Un día en pleno desfile ibamos caminando, saludando a la gente y en eso, ella se detiene (iba delante mía) y yo iba saludadno a la gente, entonces sucede que como es chaparra y yo alto mi verga le quedó a la altura del culo y como en ese momento tría la típica calenture de estar rodeado de chicas así, ella se percató de eso y a nuestro contacto ella lo correspondió con un agarre de verga. junto a una sonrisa macabramente sexy y seductora que jamás me imaginé de ella, bueno, terminando el desfile era tal la calentura que ella tenía que se me acercó y dijo
– Te espero en mi casa en 30 minutos, no tardes

TAL FUE LA SORPRESA MÍA QUE ME QUEDE PASMADO Y SIN HABLAR.
Inmediatamente fui a casa a duchame el confety que llevaba y me retoqué para así quedar presentable para follar, como odo caballero, hahaha

Una vez llegué a su casa, empezamos a desvestirnos, sin dirigir una sola palabra, ella jugando con mis bolas y mi verga y yo le correspondía besando sus tetas y su sexo, que para mi gusto eran perfectas, pequeñas, pero sabrozas y con unas aureolas negras ricas y gordas mientras su sexo estaba depiladito y con un color rosado por dentro digno de una rosa, ella comenzo a chupar tanto huevos como verga que me sobresaltó, fue directa a lo que le había gustado.
mientras ella me lo chupaba, no paraba de verla a los ojos a la vez que ella me miraba, luego las bolas y la verga, esos ojos me encantaron y me provocaron la necesidad de follarla que al ser pequeña y flaca, la hice ponerse en 2 pies, recostarse en un sofá y comenzar a metersela, mientras la estaba cargando, le daba unas embestidas brutales que ellas sólo respondía con
– Oh sí papito, oh sí, que rica verga, dame más!
– Qué puta me saliste, jamás me imaginé eso de ti, pero no hay problema, lo que tu ordenes

Mientras le hacía mete y saca, ella se iba tocando las tetas, llegando a multiples orgasmos, mientras yo aún no me corría, así que lo que hice fue decirle:
-Ahora me toca gozarlo a mí, ponte en cunclillas y empieza a mama mi verga- ella obedientemente se agacha y comienza.
-Que rica, jamás imaginé esto debajo de tus pantalones
-Yo jamás te imagine así de puta

Me la estuvo mamando buen rato hasta que por fin me decidí y solté toda mi lefa
ella decía:
-Oh sí, vamos dame leche papi, esta perrita quieres leche- decía esto mientras su boca de llenaba de lefa
Me terminé coriendo, y lo hicimos 3 veces más esa noche
Al día de hoy sigo cogiendomela

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Bienvenidos al sitio oficial de historias sexuales! Durante más de dos décadas, hemos sido los líderes en historias porno hardcore anal cuentos de sexo. Con un amor por todas las cosas culo, sexrelatos.com te trae la mejor anal lesbiana, grandes tetas Milf relatos, follando culo interracial, hardcore películas de doble penetración, inserciones extremas, y mucho más.