Día de fiesta día infiel

Bueno voy a contarles algunos relatos que tengo sobre mi vida sexual mi nombre es paula, soy morena, ojos negros, mido 175 cabello largo ondulado peso 65 kilos soy delgada una nalgas redonditas y paraditas, unos senos redonditos no tan grandes pero si firmes .

Bueno ya que conocen algo de mi aspecto aquí voy a contarles unas de mis historias. Un sábado cualquiera mi hermana me invitó a salir con ella y unos amigos de un grupo de reunión que ella tenía, bueno voy a confesarles que yo salía con un chico tenía una relación pero casualmente ese sábado a el le tocó trabajar es un proyecto que tenía para la universidad en fin, ese día le dije a mi novio que iba salir con mi hermana y no me puso ningún problema ya que mi hermana es mayor, yo tengo 24 años mi hermana 40 aunque aparenta de menos, mi novio conocía las amigas de mi hermana y sabían que eran mayores lo que no sabía era que íbamos a salir con unos amigos de mi hermana, bueno ese día me vestí bastante sexy ya que siempre me ha gustado sentirme admirada, me puse unos cacheteros blancos de encaje, una minifalda blanca no tan transparente pero si corta y ajustada, una blusa azul celeste escotada que dejaba ver mis lindas y bien formadas tetas y unos tacones del mismo color de la blusa y con los tacones se podrán imaginar que sexy me veía, ese día nos fuimos con mi hermana y sus dos amigos a bailar imaginaba que ellos eran señores, pero bueno cuando llegamos había un moreno latino alto bastante a el lo llamaré Javier no imaginé que mi hermana tuviera amigos jóvenes y bastantes buenos el otro era Andrés un poco mayor casi de la misma edad de mi hermana un poco más señor, ese día estamos los 4 los señores una botella de whisky y empezamos a tomar y bailar tanto Andrés cómo Javier eran muy atentos más que todo Javier que quedó cautivado conmigo tan pronto me vio aunque a mi no puedo negar que me haya hecho un efecto contrario ya que bailaba delicioso todo lo que colocaran salsa, merengue, vallenato hasta que pusieron regaeton WoW casi muero aunque todo lo bailamos pegadito iba sintiendo como le crecía ese bulto en el pantalón y más cuando le rosaba mis redondas nalgas en esa verga y como le crecía en total ese día mi hermana que casi no tomaba tomó y Andrés siendo un señor mayor estaba igual que mi hermana borrachos y aún era la 1 de la mañana la noche era joven y yo quería seguir disfrutando pero mi hermana se quería ir, tocó llamar un taxi para que se llevará al señor Andrés ya que estaba bastante tomado y a mi hermana me tocó llevarla a casa, casualmente mi novio me llamó a esa hora y le dije que ya estaba dispuesta a irme porque mi hermana había tomado mucho y yo igual y que no íbamos a casa.

Pero me salió de perlas ya qué nos fuimos con mi hermana y Javier, mi hermana estaba muy tomada y le dijo a Javier que se quedará que si quería podíamos poner música en el apartamento y había licor allá para seguir tomando total fue que tomamos el taxi y mi hermana ya iba dormida profunda llegamos a casa la acostamos empezamos a poner música porque a Javier me decía que no se quería quedar con las ganas que quería seguir bailando
En fin seguimos con el mismo juego pero ya empezaba a manosearme un poco más pero yo como toda señorita comprometida me negaba pero al tiempo quería le decía que comportará sus manos, en ese momento sonó el teléfono y era mi novio estaba sonando un regaeton y Javier bailaba a mi espalda y aunque le baje el volumen para contestar el se quedó ahí y yo solo le meneaba mi trasero en total fue que empezó a poner sus manos en mi tetas y ya no se las quitaba solo le dije a mi novio que iba a dormir que mañana hablaríamos Javier ya iba subiendo mas sus manos y tocaba mis partes íntimas, tanto me excitó que lo tiré en el sofá y empecé a besarlo y de una vez fui bajándole el pantalón y ver ese maravilloso pene grande y grueso, empecé a chuparlo que lo llené casi todo de saliva, se veía brillante y delicioso y le gustaba como le hacía y pasaba mi lengua de arriba a abajo

En una no se como hizo me levanto y empezó a besarme por encima de mi escote y fue quitando mi blusa hasta dejarme mis tetas al aire y después subió mi falda me bajó los cacheteros y y empezó a lamer todo lo que veía, me hizo ver estrellas este morenazo lo hacia tan bien que que le dije que me lo metiera y empezó a bombearme y WoW qué rico me tiró en el sofá se puso encima mío y yo acostada boca abajo y le movía mi culo a ritmo de regaeton ese hombre se volvía loco y me dió como si no hubiera un mañana, aunque le gustaba darme de frente porque le gustaba como se veían mis tetas me tenía tan excitada que casi le suelto todo ese día después de eso Javier se vino en mis tetas y yo se lo lamía quería que nunca acabara me hacía venir mucho, aunque tocaba acabar la faena ya iba amanecer y mi hermana podía despertar de su borrachera.
Después les contaré la vez que Javier me dió por el culito el que solo había conocido mi novio o eso creía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Bienvenidos al sitio oficial de historias sexuales! Durante más de dos décadas, hemos sido los líderes en historias porno hardcore anal cuentos de sexo. Con un amor por todas las cosas culo, sexrelatos.com te trae la mejor anal lesbiana, grandes tetas Milf relatos, follando culo interracial, hardcore películas de doble penetración, inserciones extremas, y mucho más.